Historia

Creada en el año 2009 en Bogotá, Colombia, el nombre de la marca Aranzazu es tomada del apellido de su fundador. Desde ese momento la propuesta de valor de la marca ha sido integrar las tendencias de moda internacionales, un estilo de vida multicultural y una calidad justa por su precio.
El primer producto lanzado fue un jean skinny negro en algodón elástico, elaborado en un taller de confección externo. Luego de pasar por el escrutinio de clientes exigentes, el rápido desarrollo de nuevos modelos fue posible gracias a la presencia de un fuerte sector de la Moda en Colombia.

Con una identidad de marca definida, sólo ciertas tendencias de moda son tenidas en cuenta para los nuevos diseños.
En 2012, con el apoyo del Fondo Emprender (programa estatal de apoyo al emprendimiento), la empresa Fringues SAS fue constituida, los procesos de diseño y fabricación fueron incorporados y la marca Aranzazu incursionó en la venta en línea, aprovechando el auge en Colombia de este canal de venta en aquel momento.
Con el paso de las colecciones se fueron lanzando nuevas líneas como la de trajes de baño, las plataformas de comercio electrónico fueron abriendo las puertas a nivel nacional y también en mercados internacionales. En 2016 un nuevo proyecto apoyado por el programa Innpulsa del Banco de Comercio Exterior de Colombia permitió el alistamiento de la marca a nivel internacional privilegiando el canal de comercio electrónico.
Con el fin de asegurar la calidad de los productos y unas buenas condiciones de trabajo, la decisión de fabricar la ropa directamente se tomó rápidamente. Actualmente desde el punto de fábrica propio ubicado en Palmira, vecina a la ciudad de Cali, las colecciones son concebidas y fabricadas. El diseño es realizado con apoyo en la tecnología por medio del software de diseño Audaces, mejorando la calidad de las prendas y optimizando el trabajo en la sala de corte, la cual, junto con la sala de confección y acabados, conforman el taller de fabricación de los productos de la marca Aranzazu.
Desde los inicios, la marca se ha esforzado por garantizar condiciones dignas de trabajo, no siempre presentes en el sector. La mitigación del impacto ambiental y la excelencia operacional también han sido aspectos que se han tenido en cuenta desde el primer día.
Con la filosofía "consumir menos, pero mejor", la marca Aranzazu continúa desarrollando colecciones y cautivando una clientela que busca expresar un estilo de vida de prestigio, pero discreto.

Nuestros valores

Responsabilidad. Cada acto trae sus consecuencias y por eso nos esmeramos por ofrecer a nuestros clientes artículos de calidad fabricados con respeto al medio ambiente y a los trabajadores. Asimismo, promovemos la filosofía "consumir menos, pero mejor".

Integración. Deseamos conectar a personas de todo el mundo que se sientan identificadas con la marca a un estilo de vida abierto a la diversidad y la sostenibilidad.

Pasión. Cada producto es diseñado y elaborado con la motivación de permitir a nuestros clientes expresarse con estilo. Nos encanta la moda, nos fascina explorar nuevas ideas y nos obsesiona el trabajo hecho con calidad.

Versatilidad. Muchos de nuestros productos son pensados para ser usados en múltiples ocasiones y aptos para combinar con prendas que ya estén en el armario de nuestros clientes.

Durabilidad razonable. No nos proponemos ofrecerte prendas que duren toda la vida y tampoco esperamos que sólo las uses un par de veces. Nuestras colecciones están pensadas para durar varias temporadas por su diseño y por su durabilidad. Cuando de materiales se trata, los escogemos cuidadosamente.


Diseño y fabricación propios

Aranzazu es una marca de la empresa Fringues SAS, la cual cuenta con un departamento de diseño que constantemente desarrolla nuevos productos en la tecnología. Los patrones son realizados por medio del software de diseño Audaces, permitiéndonos crear diseños exclusivos e ir adaptando nuestras colecciones con el paso de las temporadas. Contamos igualmente con un taller confección propio que consta de una sala de corte y una sala de confección. Deseamos proporcionar a los trabajadores condiciones de trabajo dignas, las cuales no suelen respetarse en el sector confección, por eso evitamos tercerizar esta etapa crucial del proceso. Esperamos que nuestros clientes valoren nuestra decisión de hacer un comercio justo y el costo que ello implica.


Responsabilidad social y calidad

Dos de los pilares de la marca Aranzazu son la responsabilidad social y la calidad. Fomentamos la inclusión, la igualdad de oportunidades, la solidaridad y el respeto de buenas condiciones de trabajo. Realizamos actividades de mitigación del impacto ambiental y nuestros productos son diseñados para tener una durabilidad razonable. La durabilidad es también un aspecto que incluimos dentro de nuestros estándares de calidad: las prendas son concebidas para durar mínimo dos años. La calidad se ve iguamente reflejada en nuestras prácticas de fabricación y en los materiales seleccionados. Privilegiamos provedoores con políticas de responsabilidad social alineadas con nuestra identidad. El mundo está lleno de desigualdad. Nosotros nos esforzamos por aportar nuestro grano de arena reducir la brecha del desequilibrio y deseamos que nuestros clientes actúen de la misma manera.

Enlaces útiles

- Información para revendedores

- Guía de tallas

- Políticas de venta y devoluciones

- Formulario de contacto